« Home | El Contexto Interior de los Argumentos » | Hebreos 1, Octava Pregunta » | Hebreos 1, Séptima Pregunta » | Hebreos 1, Sexta Pregunta, Nota Adicional » | Hebreos 1, Sexta Pregunta » | Castigando a Dios » | Dolor y Dios: Un Problema Emocional (Tercera Parte... » | Dolor y Dios: ¿Cómo Pueden Coexistir? 2a Parte » | Dolor y Dios: ¿Cómo Pueden Co-Existir? » | Faraón y la Religión »

Hebreos 1, Novena Pregunta

Siendo que la Biblia es inspirada por Dios, se puede analizar con un rigor que a lo mejor exprimiría completamente a cualquier autor humano. La Palabra de Dios incluye las implicaciones válidas de lo que dice. Es por este motivo que podemos tomar sus maneras de expresión, lo que dice en pasar y presuposiciones, y aprender también de ellas de la mente de Dios para nosotros. Esta pregunta no requiere tanto –solamente nos pide que veamos la enseñanza de este capítulo acerca de un punto que no es su enseñanza principal. Si no aprendemos esto, no hemos perdido el punto principal del autor de Hebreos: pero si nos hemos defraudado a nosotros mismos de una bendición que Dios agregó a este capítulo para nuestro gozo.


Compare los vv.4-7 y 14. ¿Cuál es la enseñanza de estos versículos acerca de los ángeles?


En los tiempos del nuevo testamento, y en nuestros tiempos, hay muchas enseñanzas inadecuadas acerca de los ángeles. Dentro del contexto contemporáneo podemos pensar en las tonterías que aparecen de vez en cuando en vários formatos acerca de ángeles que se enamoran de una mujer humana –es pura invención trillada y sin base en la realidad. Pero no por este tipo de cosa debemos de ignorar la enseñanza de la Biblia acerca de los ángeles. Aveces nos dejamos espantar de cierta doctrina o cierta área de enseñanza bíblica por la manera en que es abusada: pero es mucho mejor estudiar lo que dice la Biblia para saber la verdad. Con referencia al ejemplo que dí, si supiéramos la doctrina correcta no nos dejaríamos llevar por relatos de ángeles enamorados –¿pues no dice nuestro Señor que los ángeles no se casan ni se dan en matrimonio? (Mateo 22:30 –el texto habla de la condición de los hombres en la resurrección y dice que serán cómo los ángeles: la implicación es inevitable, que los ángeles no practican el matrimonio.)


Entonces aprendemos acerca de los ángeles que son inferiores a Cristo (v.4), que Dios les manda (v.6), que adoran al Hijo (v.6), que son espíritus ministros, llamas de fuego (v.7) y que sirven a favor de los que heredarán la salvación (v.14). Este bosquejo es incompleto (pues no es el propósito del autor de Hebreos hablar de los ángeles) como notaremos si pensamos en cómo los ángeles fueron ocupados en comunicar la palabra de Dios (por ejemplo, Lucas 1:26-38). Pero lo que nos dice ofrece ya material para consuelo y ánimo para cada uno de nosotros.


1. Notemos que Dios tiene una multitud de siervos (2a de Reyes 6:16,17). No los vemos, no los reconocemos, pero en todo nuestro alrededor Dios tiene sus ministros listos para cumplir su voluntad. Más son los que están con nosotros que los que están con ellos.


2. Estos siervos de Dios son santos (Mateo 25:31), cumpliendo la voluntad de Dios. Adoran a nuestra cabeza, nuestro Señor, el que murió para nuestro bien. De esto salen dos lecciones: (A) que serán ministros para nuestro bien, que defenderán a las personas que han reconocido el señorío de Cristo, es decir, a los elegidos de Dios: Cristo es su cabeza y nuestra cabeza: defenderán a la esposa de su gran maestro. Pero también hay para nosotros un reto: (B) si los mismos ángeles que son poderosos en fortaleza (Salmo 103:20) adoran a Cristo (quien no murió por ellos, Hebreos 2:16), ¿apoco nosotros, que ni somos tan excelentes como ellos y que tenemos más motivos para glorificarle, no nos dedicaremos al servicio de nuestro sumo sacerdote, profeta perfecto, y omnipotente rey?


3. Su naturaleza es espiritual: no tienen un cuerpo material como nosotros (v.7, que se basa en el Salmo 104:4: allí sugiere que los ángeles bajo la soberanía absoluta de Dios tienen un ministerio en las funciones de la naturaleza: esta idea quizás recibe confirmación adicional de Apocalipsis 7:1, lo cual nos enseñaría nuevamente que debemos de ver la mano de Dios actuando por instrumentos, claro, pero que sin embargo lo que pasa en el universo no es meramente un proceso, una interpenetración de fuerzas misteriosas, sino que es el resultado de la fidelidad de una persona, el Señor Jesucristo –Colosenses 1:17).


4. Actúan para el bien de los escogidos de Dios. Esta doctrina se anuncia en el antiguo testamento (Salmo 34:7; Salmo 91:11,12 –aunque ese texto habla antes que nada de Cristo, es también cierto en él para los que están unidos a él), y hay muchos ejemplos. Veamos dos: (A) el profeta Daniel, echado en el foso de los leones por su fidelidad a Dios puede decir: Mi Dios envió su ángel, el cual cerró la boca de los leones, para que no me hiciesen daño (Daniel 6:22). (B) En un sentido espiritual podríamos pensar en Lot quien fue sacados de Sodoma antes de su destrucción por la insistencia de los ángeles (Génesis 19:15,16): como ese relato es una ilustración de la destrucción que vendrá sobre los impíos (Judas 7), podemos pensar que el rescate de Lot es una ilustración de la salvación, y que de alguna manera los ángeles participan en eso.


Todo esto es de gran solaz: pero creo que también hay que hacer una pregunta. Si los ángeles nos pueden servir a nosotros ¿cómo podemos nosotros rehusar a servir también al cuerpo de Cristo? Pero todavía no terminamos.


También hay otro ministerio que hacen en nuestro favor, que Jesucristo menciona en Lucas 16:22: Aconteció que murió el mendigo, y fue llevado por los ángeles al seno de Abraham. Es un pensamiento muy dulce que en los peligros físicos y espirituales de esta vida somos atendidos por los ministros de Dios: y no nos abandonan a la hora de la muerte, sino que cuidadosamente atienden nuestras almas a la presencia de Dios.

Labels:

About me

  • Ruben
  • D.F., Mexico
  • Soy un cristiano, dedicado a la teología reformada, como la mejor expresión de la enseñanza de la Bíblia, y por lo tanto el sistema teológico que más glorifica a Dios. No soy yo quien aparece en la foto en mi perfil. Pero me gusta como se ve de todos modos.
My profile
Powered by Blogger
& Blogger Templates
Hosted by WebsiteMaven